Cuando se trata de preocuparse por el medio ambiente, el objetivo es optimizar recursos y encontrar eficiencias allí donde sea posible.

Pero las grandes mejoras ecológicas requieren colaboración. Las soluciones de videoconferencias de LifeSize facilitan esta colaboración de manera sencilla y económica.

Le invitamos a explorar cómo las videoconferencias de LifeSize le ayudarán a ampliar las iniciativas medioambientales en su empresa. Obtenga más información sobre las soluciones de LifeSize que le ayudarán a lograr sus objetivos.





Contacto

Respete el medio ambiente

Cuando utiliza soluciones de videoconferencias de LifeSize, está respetando el medio ambiente al reducir los viajes (y los costes que ocasionan) y utilizar equipos fabricados con bajo impacto medioambiental.

Para crear nuestras soluciones de videoconferencias, LifeSize trabaja con un partner reconocido mundialmente y cuyos procedimientos de fabricación poseen los certificados ISO 9001/9002 (gestión de calidad) e ISO 14001 (gestión medioambiental). Para la obtención de dichos certificados, es necesario disponer de una información rigurosa y haber sido inspeccionado por auditores autorizados que certifiquen que los procesos cumplen con los requisitos de calidad, medio ambiente y legislativos.


Reduzca los viajes y las emisiones de CO2 Emisiones

Cuando se trata de viajar, el coste de los billetes, el alojamiento, las comidas y el tiempo fuera de la oficina son fáciles de cuantificar y justifican para la mayoría de las empresas el empleo de videoconferencias. No obstante, el coste oculto representado por las emisiones de CO2 es igual de importante. Un solo viaje de ida y vuelta de Los Angeles a Tokio emite seis toneladas de CO2. En comparación, la media de los hogares de Estados Unidos deja una huella de carbono de unas 17 toneladas métricas al año. Reducir la frecuencia de viajes en avión incide de forma inmediata y perceptible en la reducción de las emisiones de CO2.

Estándares en la fabricación

LifeSize se ha comprometido a cumplir con sus obligaciones sociales y medioambientales en calidad de ciudadano empresarial global. Como fabricante de equipos de videoconferencias, entre nuestras obligaciones se incluye garantizar que nuestros productos se han fabricado de forma segura y eficiente, y que su eliminación se realiza correctamente.

Garantizamos que todos los productos de LifeSize cumplen con los requisitos de la directiva RoHS (reducción de sustancias nocivas) de la UE y Japón. China también ha adoptado una normativa similar, y todos los productos LifeSize enviados directamente a China cumplen con la normativa RoHS china.

Recicle con LifeSize

Aunque cumplan con las normas más estrictas, los componentes electrónicos pueden suponer un peligro para el medioambiente si no se eliminan correctamente. LifeSize respalda y se adhiere a la directiva RAEE (residuos de aparatos eléctricos y electrónicos) y a las normativas de implementación. Esto significa que los clientes de LifeSize que adquieran un equipo nuevo de videoconferencias HD pueden:

• enviar el equipo antiguo para su reciclaje según el principio de uno por uno, igual por igual (esto variará en función de cada país), o
enviar el equipo nuevo a reciclar cuando se haya convertido en un residuo.